Skip to main content

Main Menu

Products

Historia de la empresa

Shurtape historic building
Shurtape historic building

MÁS DE UN SIGLO DE PROGRESO

Los primeros años

 

Shurtape Technologies surgió como parte de Shuford Mills, fundada en 1880, productora de hilos textiles desde mucho tiempo atrás y líder mundial en la fabricación de cordel y bramante. En 1995, la directiva de Shuford Mills decidió crear una sección de cintas adhesivas para capturar la creciente demanda de ese producto con respaldo de papel, más ampliamente conocida como “masking tape” (cinta para enmascarillar). Ese año iniciamos con una planta piloto enclavada en un rincón de la gran fábrica Shuford Mills, en Hickory, Carolina del Norte.

Hemos hecho muchas cosas bien; nuestro éxito inicial con esa planta piloto hizo que Shuford Mills tomara la decisión de invertir en una fábrica dedicada enteramente a la fabricación de cinta adhesiva. En 1972, animada por dos décadas de rentabilidad y crecimiento constante, Shuford Mills expandió la fabricación de cinta y empezó a producir y vender cinta adhesiva de con respaldo de tela. La fabricación de ésta impulsó su crecimiento durante los siguientes 10 años; el éxito que tuvo creó el escenario perfecto para que Shuford Mills decidiera convertir, en 1981, su planta de hilo de Stony Point en una fábrica de cinta adhesiva.  

El nacimiento de Shurtape Technologies

Para 1996, la sección de cintas adhesivas había superado con mucho, en ventas y rentabilidad, a los productos textiles de sus inicios. Los directivos de Shuford Mills tomaron la decisión de que la filial de las cintas adhesivas se independizara y tuviera un manejo y administración propios. Surge así lo que hoy se conoce como Shurtape Technologies.

Alentada por su característica de compañía “joven”, Shurtape lanzó intensamente al mercado, durante su primer año, gran cantidad de productos nuevos, como las cintas para sellar “hot-melt”, de una altísima calidad, fabricadas en la nueva fábrica de 100,000 pies cuadrados ubicada en Hudson, Carolina del Norte. También expandimos nuestro alcance geográfico adquiriendo Kip, un distribuidor establecido en Alemania con actividad mercantil por toda Europa e instalamos convertidoras en México, Perú y los Emiratos Árabes Unidos. Esta mayor capacidad le dio a Shurtape la infraestructura necesaria para exportar nuestros productos y ofrecer un mejor servicio a la creciente cartera de clientes multinacionales.

En el año 2000 abrimos una planta con tecnología de punta en Hickory, para la fabricación de cintas para enmascarillar, de aluminio, laminadas e impresas y una convertidora en Singapur; mantenemos nuestra casa matriz sana y en crecimiento expandiendo al mismo tiempo, nuestra presencia internacional. A finales de 2004 abrimos un nuevo centro de distribución en Catawba, Carolina del Norte, con lo que se amplía nuestra capacidad para entregar los pedidos nacionales e internacionales con más rapidez que antes.

El día de hoy tenemos 12 centros de fabricación y distribución internacionales, que entregan incansablemente cinta adhesiva confiable a nivel mundial.

Enfoque en inversión e innovación

Para impulsar aún más nuestro crecimiento y penetración de mercado, Shurtape realizó varias adquisiciones clave que ayudaron a solidificar nuestro liderazgo atendiendo tanto a la industria de negocios como a la de consumidores. En 2004 adquirimos Tape Specialties Ltd y el departamento de Arte y Entretenimiento de Permacel Inc. En el 2008 obtuvimos los derechos exclusivos de FrogTape®, previo a la adquisición de la marca en el 2010. Pero nuestra adquisición más significativa ocurrió en el 2009, cuando compramos la línea de cintas adhesivas DIY (Do it yourself - “Hazlo tu mismo”), productos de oficina y uso doméstico de The Henkel Group, creando la recién nombrada subsidiaria ShurTech Brand. Esta transacción combina las marcas Duck®, Painter’s Make Green y Easy Liner® con la marca profesional de Shurtape. Juntos, enfocamos el 100 por ciento de nuestros recursos y atención al desarrollo, fabricación y entrega de productos innovadores de cintas adhesivas de clase mundial para usuarios con altos estándares. Esto ha sido posible gracias a la considerable inversión de la empresa en investigación y desarrollo, sistemas administrativos de calidad y programas de mejora continua.